¿Frutas Ricas En Vitamina D?

Enlaces patrocinados

La vitamina D, calciferol o antirraquítica es una sustancia que puede y tiene que ser transformada en el cuerpo  por el propio metabolismo o factores externos en la vitamina para ser aprovechada, por este motivo se dice que la vitamina D es una provitamina.

La misma pertenece a la categoría de vitaminas liposolubles (junto con las vitaminas A, E y K) es decir solubles en grasas; por lo tanto su consumo no debe ser exagerado, especialmente si es ingerida en cápsulas o algún otro tipo de suplemento.

Con respecto a lo mencionado en el párrafo anterior es posible que pueda surgir la siguiente pregunta, ¿cuál debería ser la cantidad de vitamina D que se debería consumir diariamente?, la respuesta es que muchos expertos están de acuerdo en que el aporte diario de vitamina D debería estar entre 800 y 1000 UI.

Ahora si hablamos de cómo se puede obtener la vitamina D sin ingerir ningún suplemento, existen principalmente dos maneras naturales:

a)            Una de ellas es mediante la ingestión de alimentos que contengan esta vitamina, por ejemplo: la leche y el huevo.

Sin embargo es importante aclarar que muy pocos alimentos contienen vitamina D de manera natural, especialmente si son de origen vegetal (frutas y verduras).

En consecuencia, muchos son enriquecidos con esta vitamina. De esta manera es que la misma es agregada a cereales para el desayuno y a algunas marcas de bebidas de soya, jugo de naranja, yogur y margarina.

En cuanto a fuentes animales se refiere; los pescados grasos o azules (atún, salmón y caballa entre otros) están entre las mejores fuentes de vitamina D.

Asimismo el hígado de res, el queso y las yemas de los huevos suministran pequeñas cantidades.

Respecto a fuentes de origen vegetal, los champiñones y hongos shiitake proporcionan algo de vitamina D.

b)           Otra manera para obtener esta vitamina en forma natural es por la transformación del colesterol o del ergosterol (propio de los vegetales) por la exposición a los rayos solares UV.

Según varios estudios una exposición al sol de unos 10 minutos tres o cuatro días a la semana garantiza unos niveles adecuados de esta vitamina en el organismo. La vitamina D producida en la piel se almacena en el tejido adiposo y el músculo a partir de donde se utiliza.

Independientemente de las fuentes o maneras en que la vitamina D sea obtenida, la misma es imprescindible para la absorción de calcio y de magnesio en los huesos, de esta manera además de fortalecer los huesos también es importante para el funcionamiento de los músculos.

Sin embargo, debido a que puede ser complicado obtener suficiente vitamina D (especialmente para las mujeres) ya sea de fuentes netamente alimentarias o por el riesgo que hoy en día conlleva una exposición prolongada al sol, algunas personas posiblemente necesiten tomar un suplemento de esta vitamina ya que su déficit puede provocar raquitismo.

A continuación para concluir con este artículo quiza esta información te resulte útil; si eres fumador y estás buscando un modo de abandonar los cigarrillos, algunos estudios han empleado esta vitamina como una alternativa natural para dejar de fumar, y los resultados beneficiosos que se han encontrado pueden deberse a las propiedades antiinflamatorias y antioxidante que posee la vitamina D, las cuales inciden sobre la función pulmonar y protegen de la oxidación que genera el humo del tabaco, por lo tanto la vitamina D podría salvarte la vida en caso de que tengas este vicio tan perjudicial para tu salud.


Enlaces patrocinados


Etiquetas: frutas ricas en vitamina d, frutas ricas vitamina d, frutas de vitamina d


Enlaces patrocinados