Vitaminas ginseng

Enlaces patrocinados

El ginseng proviene de una planta y se ha utilizado en tratamientos durante miles de años. Su uso empezó a extenderse por alguna zona de Asia y más tarde empezó a llegar a diferentes partes del mundo. Podemos decir, que a día de hoy el ginseng es uno de los suplementos más conocidos e importantes a nivel mundial. 

Existen dos tipos de ginseng: El ginseng asiático o coreano que proviene de planta Panax y el ginseng de origen americano que proviene de la Panax quinquefolius. Al ser plantas diferentes, se ha demostrado que cada una tiene diferentes beneficios para el organismo. 

Vitaminas ginseng


Enlaces patrocinados


Esta planta se usa comúnmente como un adaptógeno, lo que significa que regula y ayuda a controlar diferentes aspectos de nuestra salud para normalizarlos, por ejemplo si tenemos la presión alta la reducirá y si la tenemos baja la aumentara.

También se usa para combatir el estrés, mejorar el rendimiento mental y físico, aumentar los niveles de energía, mejorar la memoria, y estimular el sistema inmunológico. Se dice que elimina la fatiga tanto mental como corporal, cuando se emplea en el tratamiento de problemas pulmonares, la función hepática y el sistema circulatorio. Además también se usa mucho para reducir los efectos de la edad. Se utiliza para la diabetes, la radiación y la protección de la quimioterapia, los resfriados, problemas de pecho, para ayudar en el sueño, y para estimular el apetito. 


Enlaces patrocinados


En animales, los estudios han demostrado que el ginseng ayuda a reducir el colesterol y los niveles de triglicéridos. Los hombres han utilizado la hierba para mejorar la función sexual y remediar la impotencia. Se cree que aumenta los niveles de estrógeno en las mujeres y se usa para tratar síntomas de la menopausia. 

El ginseng contiene vitaminas A, que nos ayuda mejorando nuestra visión, manteniendo nuestro sistema inmunológico de forma saludable, y promoviendo el crecimiento celular. Vitamina B16 mejora el rendimiento atlético, estimula el sistema inmunológico y ayuda a tratar varios problemas congénitos como el autismo, la epilepsia y la enfermedad mitocondrial. Y también posee una alta concentración en zinc, necesario para que el sistema inmunitario trabaje de forma correcta y apropiada. El zinc ayuda en la división y crecimiento de las células, y también ayuda a la cicatrización de las heridas reduciendo el tiempo de regeneración de estas y ayuda a metabolizar los carbohidratos. Además también es necesario para los sentidos del olfato y del gusto. Durante el embarazo, la lactancia y la niñez, el cuerpo necesita zinc para crecer y desarrollarse apropiadamente., que ayuda en la producción de hormonas necesarias para el ya citado funcionamiento del sistema inmunológico.

Etiquetas: vitamina para caballos de carrera


Enlaces patrocinados